Las reservas de agua caen hasta el 39% y se prevén medidas si no llega la lluvia

Las reservas de agua caen hasta el 39% y se prevén medidas si no llega la lluvia

El Ayuntamiento de Ávila, que pide «más que nunca un consumo racional», está a la espera del informe encargado sobre la situación.

El agua sigue preocupando, y mucho, en el Ayuntamiento de Ávila. Las reservas de agua que abastecen a la ciudad se encuentran al 39,25% de su capacidad total, con fecha del 3 septiembre, y aunque «hemos conseguido conservar el agua bastante bien», la sequía, las altas temperaturas y el ‘pico’ de consumo del verano han dejado una situación «dramática», en palabras del portavoz del equipo de gobierno, José Francisco Hernández.

Si no llueve en septiembre y octubre, «las medidas serán importantes», añadió el portavoz municipal, quien no quiso anticiparlas todavía porque están a la espera de la evolución del tiempo y de la entrega del informe encargado por Alcaldía sobre la materia, un estudio que «puede estar en una semana», añadió.

Con casi dos millones de metros cúbicos menos, los niveles de agua están casi un 25% más bajos que en la misma fecha de 2011, cuando las reservas superaban el 64%. Con este panorama, el Ayuntamiento de Ávila, por boca del portavoz del PP, pidió «más que nunca un consumo racional» a los ciudadanos abulenses. «Las medidas adoptadas han sido efectivas, pero la climatología no ha acompañado; esperemos que en septiembre y octubre llueva», manifestó.

En este sentido, en la rueda de prensa que marcó el inicio del curso político en el Ayuntamiento, la que siguió a la primera Junta de Gobierno Local tras las vacaciones, Hernández Herrero explicó que se mantienen las medidas acordadas hace meses, como el corte del riego para espacios públicos o los sondeos del Soto, los cuales vienen aportando al sistema de abastecimiento «entre 2.400 y 2.500 m3 al día». El bombeo de Fuentes Claras, apostilló, se producirá cuando lo permitan el caudal ecológico y la CHD, en principio «a primeros de octubre y noviembre».

Además del estudio, también hay prevista una mesa interdepartamental con participación de otras administraciones para «poder abordar la situación y la que puede ir a peor», añadió.

Las cifras. El porcentaje de agua embalsado en los pantanos  supera los tres millones de metros cúbicos, entre los 798.000 de Becerril (al 59%), los 1,3 millones de Serones (casi al 25%) y los 920.000 de Fuentes Claras (al 100%). El que más se ha resentido en este año ha sido Serones, con una caída cercana al 33%.

Fuente: Diario de Ávila 7 de Septiembre de 2012

Deja un comentario